EL CAS Y EL NABAÍN ESTUVIERON EN LA XXVII RUTA MONTAÑERA DEL G.M. SABIÑÁNIGO. DOMINGO 29 DE MAYO

EL CAS Y EL NABAÍN ESTUVIERON EN LA XXVII RUTA MONTAÑERA DEL G.M. SABIÑÁNIGO. DOMINGO 29 DE MAYO

Los participantes en la caminata "uniformados" con la camiseta de recuerdo.

En la tradicional subida anual a la Peña Montañesa, como en años anteriores, este 2016 el club invitado ha sido el GMS (Grupos de Montaña de Sabiñanigo) y en reciprocidad nos han invitado a su fiesta senderista anual que este año es su XXVII edición y la celebran el día 29 de mayo.

Como el día anterior se celebró el 40 aniversario de la creación de Club Atlético Sobrarbe la participación ha sido escasa, pero finalmente acudimos cinco compañeros de los clubes CAS y Nabain.

Grupo sobre pasarela río Gállego. GMS

El programa se inició con una ruta circular por la Sierra de San Pedro situada muy cerca de Sabiñanigo y que sirve de divisoria entre el valle del río Basa y un pequeño vallecillo más al sur donde se encuentra el vertedero municipal compartido con restos del desgraciadamente conocido vertedero de lindano.

Comenzamos a caminar en el aparcamiento del polideportivo de Puente Sardas en dirección al edificio de la Cruz Roja para cruzar el río Basa por debajo de la autovía por un paso equipado con sirgas y escalones de madera. Seguimos unos minutos por una pista en ascenso siguiendo marcas de PR hasta llegar a un punto donde a la izquierda hay una torre de electricidad y una señas que indica San Pedro.

Ralla de Bailín. GMS

 

Foto de familia junto a la Ralla. GMS

El camino empieza a ascender por el bosque con tramos empinados hasta alcanzar las ruinas de la ermita de San Pedro situada a unos 1.083 metros de altitud, excelente mirador de Sabiñanigo, el Serrablo y las cumbres pirenaicas de esta zona como Collarada, Peña Telera, Tendeñera …. o las más cercanas como Oturia o Punta Gué.

Almorzando junto a la ermita de San Pedro. GMS

 

Vista de Sabiñánigo desde Monte San Pedro. Manolo Hernández

 

Peña Oroel desde San Pedro. Manolo

La senda continúa por la cresta descendiendo poco a poco hasta llegar a un cruce de caminos denominada “La Collata”. A la izquierda iriamos a Osán, a la derecha a Abenilla, y recto a Allué. Nosotros continuamos hacia Abenilla hasta encontrar otra señal que también hacia la derecha indica Huértalo. Seguimos descendiendo hacia el fondo del barranco denominado de Paco y lo cruzamos a su margen derecha para seguir una pista que va paralela a la valle metálica de los vertederos. La pista termina en un acceso asfaltado que cruzaremos para tomar justo enfrente una senda que supera un fuerte repecho y que luego transcurre prácticamente pegada a la valla de la autovía hasta alcanzar la torre de electricidad citada al principio y retomar el camino de ida.

Cruce de caminos Abenilla-Huértalo. GMS

Finalizada la andada nos dirigimos a una zona ajardinada paralela al río Gallego a la altura del hotel Mi Casa para comer todos juntos con comida de alforja y saborear la sangría y pastas preparadas por el cercano bar Tebarray.

Para finalizar la jornada nos obsequiaron con una camiseta conmemorativa y se cantó el “lerele”. Es un estribillo típico de la zona al que se le añaden estrofas alusivas al evento y que cada año escribe un socio del club aficionado a la poesía.

Queremos agradecer al GMS su invitación a esta fiesta montañera y el excelente trato dispensado, esperando repetirla en próximos años.

José Ramón Monclús
Clubes CAS y Nabain