EL CHIQUICAS VOLVIÓ A DISFRUTAR DE UNA 2ª ACAMPADA EN BUJARUELO. FINDE DEL 20 Y 21 DE JUNIO 2015.

EL CHIQUICAS VOLVIÓ A DISFRUTAR DE UNA 2ª ACAMPADA EN BUJARUELO. FINDE DEL 20 Y 21 DE JUNIO 2015.

Posted Julio 14th, 2015 by JMLafuerza

El campamento montado el sábado por la tarde en Bujaruelo.

El pasado 20 y 21 de junio los pequeños exploradores del Chiquicas disfrutaron de una nueva acampada en el valle de Bujaruelo.


Este año el tiempo acompañó y los niños/as con sus familias (unas 35 personas) pudieron realizar las actividades previstas.

Los "montañeretes" en plena caminata.


El sábado por la tarde montamos el campamento.
Desplegamos las tiendas, preparamos sacos y esterillas para dormir calenticos, preparándonos para una noche que se prometía ventosa y desapacible pero que, finalmente, no lo fue.


Antes de cenar, Isabel nos explicó lo importante que es preparar bien una mochila para salir a la montaña.
Aprendimos que agua, una prenda de abrigo, chubasquero, linterna, gorra y gorro no deben faltar nunca en nuestras pequeñas mochilas.
Después de la riquísima cena ofrecida por el refugio de Bujaruelo, Alberto nos contó un cuento sobre pastores y osos del Pirineo.


Pero lo más emocionante estaba por llegar…
Chorche, el quebrantahuesos de peluche que nos acompaña en todas nuestras salidas, se había perdido en la noche. Así que, con las linternas y bien abrigados, formamos un grupo de rescate y salimos en su búsqueda.
Las linternas alumbraban la pradera y el bosque mientras todos los niños y niñas buscábamos a nuestro Quebrantahuesos preferido.
Fue un rato muy divertido; descubrimos el bosque de noche y le perdimos un poco de miedo a la oscuridad, viendo que también puede ser divertida.


El domingo caminamos bordeando el río Ara en un paseo circular por la pradera superior de Bujaruelo y en dirección al valle de Otal.

El grupo refrescándose en la fuente del camino entre Bujaruelo y Otal.


Observamos las flores, escuchamos a los pájaros cantar, tiramos piedras al rio hasta que nos dolió el brazo y cogimos palos, muchooooos palos, investigando todo lo que nos llamaba la atención junto con nuestros papás y mamás.


Después del verano continuaremos con nuevas excursiones.
¡Os esperamos!

Soraya Ramos