ASCENSION TOZAL DE GUARA, SABADO 7 DE JUNIO

Todos teníamos muchas ganas de reiniciar nuestras salidas montañeras o senderistas, dada la climatología adversa que nos obligó a suspender la última de nuestras salidas, travesía de Señes a Bielsa por el collado de la Cruz de Guardia, y la anterior de la Peña Montañesa, que solamente se pudo realizar en parte. Ha sido un lujo, como en anteriores ocasiones, el poder contar con Oscar Ballarín como guía de la excursión, ya que además de un gran montañero es un experto conocedor de la sierra de Guara. Hemos salido a las ocho y media de Used y en poco más de tres horas llegábamos a la cima del tozal de Guara, no sin antes haber parado a almorzar en el refugio de los Fenales y alguna que otra parada para disfrutar del paisaje y hacer alguna foto. Después de haber descansado un poco en la cima y hecha una visión general de todos los picos que se aprecian de nuestros Pirineos, así como las correspondientes firma de rigor en el libro y fotos para nuestro recuerdo, hemos tomado el camino de regreso hacia nuestro punto de partida, Used, parando a comer y descansar en las hermosas praderías que hay en el camino, poco antes de emprender el desnivel de bajada mas pronunciado. Hemos sido 12 los entusiastas montañeros que hemos hecho cima y es de destacar que residentes en nuestra comarca de Sobrarbe solo se encontraban el mencionado Oscar Ballarín e Isabel de Torla, aunque esta última se encontraba el fin de semana en Huesca, siendo los restantes también socios de nuestros clubes Nabain (en su mayoría) y Club Atlético Sobrarbe pero venideros de Zaragoza y Huesca, y un joven asturiano, Alejandro, que se encuentra dando clases en un Instituto de Monzón y con el que habíamos contactado previamente por e-mail. No quiero dejar de comentar que ha sido una pena que no se haya animado mas personal, dado el buen día que se preveía climatológicamente hablando, y la bondad de la ascensión, la mas asequible de todas las que se pueden hacer para subir a Guara. Después de tomar un café o refresco en Nocito,   sobre las cinco de la tarde nos hemos despedido dando por terminada la jornada montañera. José María Lafuerza