31 DE AGOSTO. SÁBADO. ASCENDIMOS A LA SUCA DESDE PLANA CANAL

Grupo en la salida desde Plana Canal.  Josan Juste

La Suca o Pico Inferior de Añisclo (2.802 metros) es una montaña poco frecuentada;  quizás su largo acceso en coche y la multitud de rutas atractivas que la rodean hacen que esta zona quede en segundo plano.  

Es la cima más elevada y significativa de la Sierra de las Sucas, situándose en su extremo más occidental en la vertical del Collado de Añisclo (2.453 m.). Desde la cima, el cresterío se prolonga 1.500 m. por encima del Valle de Pineta con otras elevaciones significativas hasta el corte que impone el paso del río Cinca. Por su cercanía, cabe citar las tres puntas hermanas conocidas como Las Tres Marias (2.781 m., 2.757 m. y 2.702 m.).

 
Y hoy, 31 de agosto de 2013, 22 compañeros de los clubes CAS y Nabain hemos realizado la ascensión desde el collado de Plana Canal (1.750 m.) situado en el municipio de Puertolas. Se accede por una pista situada entre Puertolas y Bestue por la denominada montaña de Sensa hasta encontrar la barrera que nos indica que entramos en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.
 
A las 8 h. comenzamos a caminar por la pista restringida a vehículos en dirección al refugio de San Vicenda (1.720 m.). Una vez en este, tomamos un sendero que parte por detrás del refugio y que gana altura por laderas herbosas pasando por una fuente y abrevadero. Debemos seguir en diagonal, hacia la derecha, cruzando una pequeña vallonada y ganando progresivamente altura hasta un amplio y herboso cuello denominado Cuello Viceto (2.010 metros) que separa los valles de Escuain y de Puertolas. Seguimos remontando otra ladera herbosa con algo de piedra intercalada denominada la pala O Fierro, de gran pendiente y sin traza evidente de sendero, hasta llegar a otra amplia loma denominada Pleta Faixines (2.400 metros) donde hay unos grandes mojones. Desde aquí ya divisamos la cima de La Suca y la Maria occidental. Descendemos un poco, para continuar a la izquierda por debajo del pequeño circo que  forman  La Suca y la primera Maria, siguiendo pequeños mojones y ganando altura poco a poco hasta alcanzar el lomo más cercano al cañón de Añisclo. Giramos bruscamente a la derecha para remontar el lomo pedregoso, con gran desnivel, que desemboca en una pared y que da paso a una pedrera de piedra descompuesta. Un poco más arriba encontramos otra pared, único punto de la ruta en el que debemos hacer uso de las manos para remontarla. Superada esta dificultad llegamos a un pequeño collado donde el color del suelo cambia radicalmente del blanquecino de la roca calcárea al rojizo de la roca ferruginosa. Estamos a más de 2.700 metros y sólo nos queda superar una sencilla y escalonada cresta para alcanzar la cima de La Suca (2.802 m.). Entre las 12 y las 12,30 h. fuimos llegando todos los participantes.
 
Es una cima que se alarga hacia el Oeste centenares de metros, con una anchura de unos seis metros, que en algunos puntos se adelgaza convirtiéndose en arista. Atravesamos una plataforma de alisada roca de unos cuarenta metros de largo por unos ocho de ancho, en cuyo centro se yergue un modesto montoncito de piedras, que sin duda señala la cota máxima, esos 2.802 m. que levantan su mole calcárea por encima del Collado de Añisclo, y del Valle de Pineta.
 
Queremos recomendar esta ascensión poco conocida ya que el paisaje que se divisa desde la cumbre reúne algunos de los más bonitos puntos del Sobrarbe. Al norte se aprecia todo el valle de Pineta, los Llanos de la Larri y las cumbres pirenaicas situadas por encima entre las que destacan  La Munia y Robiñera. Se observa también el increíble corte en la montaña que conforma el Cañón de Añisclo. Al Oeste se ve el Macizo de las Tres Sorores y la Punta de las Olas, además de la Sierra Custodia.  Nos falta mirar hacia el Este para tener un primer plano de Las Tres Marías, y observar al fondo el Castillo Mayor. Y hacia el Sur y en un solo vistazo, prácticamente todo el Sobrarbe, cerrado por la Sierra de Guara y el resto de sierras exteriores.
Permanecimos casi una hora en la cumbre, aunque un grupo de compañeros marcharon antes para hacer también Las Marias.
 
Sobre las 13,15 h. iniciamos el descenso, pero al llegar al collado donde la roca cambia de color decidimos variar el camino y nos lanzamos por una gravera hasta el collado que separa a La Suca de la primera Maria, para luego ir destrepando progresivamente las diversas gradas pedregosas que conforman el circo y dirigirnos de nuevo a los mojones de la Pleta Faixines que se divisa al fondo. A partir de aquí seguimos el mismo camino de la subida y en Cuello Viceto paramos para comer y esperar a los compañeros que habían ido a Las Marias. Llegaron sobre las 3,30 h. y nos comentaron que solo habían hecho las dos primeras Marías ya que la tercera está bastante más alejada y no querían hacernos esperar mucho tiempo. Y a las 17 h. llegamos de nuevo a Plana Canal donde por finalizada otra excelente jornada de montaña.
 
José Ramón Monclús
 
Enlace a las fotos de José María Lafuerza:
 
 
 
Subiendo a cuello viceto desde refugio san vicenda.
 
 
Falta el Cilindro para completar el macizo de Treserols.
 
 
Grupo en cuello viceto. Fotógrafo Vicente "el valenciano".
 
 
Castillo Mayor y Peña Montañesa, entre brumas
 
 
Ascendiendo con Sestrales de fondo.
 
 
Yago, J.M.Lafuerza e Íñigo (veteranía y cantera juntos).
 
 
Llanos de La Larri desde la Suca.
 
 
Foto de grupo reducido en la cima de la Suca. José María Lafuerza.
 
 
Grupo en la Suca desde la María oriental. E. Navarro
 
 
Grupo cima María oriental.
 
 
Detalle cresta María central. E. Navarro
 
 
Foto de grupo en la María central (Suca Roncha)
 
 
Descendiendo en perfecto orden.
 
 
Collado y la María oriental (primera).
 
 
Los jóvenes, divertiéndose en un nevero.
 
 
Jesús Mustienes hablando con un amigo.
 
 
Refugio de San Vicenda en el camino de regreso.