REALIZADA SALIDA SENDERISTA POR EL VALLE DE CHISTAU. DOMINGO 28 DE OCTUBRE

Foto de grupo en la salida cerca de Gistain. Josan Juste

Cuando a finales del pasado año elaboramos el calendario de salidas senderistas y montañeras para este año 2012, pensé que esta podía ser una de las salidas con más participación de la temporada, pues los ingredientes eran todos de primera especial:

 
Ruta por el valle de Chistau en pleno otoño con los colores en pleno apogeo; el tener el mejor guía posible para la misma, Alberto Bosque, residente en el valle y gran conocedor de todos sus parajes; el efectuar la salida en domingo que podría animar a algunos aficionados al senderismo que los sábados no pueden por motivos de trabajo; y también que el recorrido era apto para cualquier persona que quisiera caminar un poco.
 
La climatología es imprevisible, y las fuertes lluvias caídas estos días pasados, pero sobre todo el frío y viento reinantes hicieron que se produjeran algunas anulaciones de varias personas que deseaban participar, y seguro que también otras muchas que, aunque con la idea de efectuar la ruta, no llegaron ya ni a apuntarse.
 
Aprovecho la oportunidad para animaros a que participéis en las dos últimas salidas de la temporada, la primera el sábado 10 de noviembre, travesía de Albella a Laguarta, con posibilidad de comer en el albergue de Laguarta (comoquiera que se trata de travesía y hay que contratar una furgoneta o bus pequeño, os recuerdo la conveniencia de apuntaros como máximo hasta el jueves día 8, inclusive), y la segunda para el sábado 24 de noviembre, una ruta circular por el entorno de Escuaín, que coincidirá con la cena de final de temporada.
 
Seguidamente la crónica de José Ramón Monclús con lo acaecido en la salida:
 
Hoy domingo 28 de octubre hemos realizado la excursión senderista por el Valle de Chistau programada en principio para el día 21 y que por diversos motivos se retraso una semana. El coordinador y guía ha sido Alberto Bosque, experto conocedor del valle.
 
Se trata de una excursión senderista asequible para casi todas las edades y condición física que transcurre por el fondo del Valle de Chistau, por senderos “inéditos” recientemente recuperados en la margen derecha del río Zinqueta y por el lado opuesto de la conocida pista que sube a Viadós, con el fin de disfrutar de los colores del otoño y de pasar un día relajado sin pisar la alta montaña después de 3 meses de intensa actividad (la altitud máxima que alcanzaremos será de 1.700 metros).
 
Y sobre las 10 horas de la mañana 11 compañeros de los clubes CAS y Nabain hemos comenzado la marcha en el pueblo de Gistaín, al lado de las nogueras que a mayor altitud viven en Aragón, por la pista que lleva al paraje denominado de La Poma y que enseguida abandonaremos siguiendo los nuevos paneles informativos de color verde que nos guiaran toda la jornada. El camino asciende hasta el mirador de la “Cruz de Puyadese”, excelente observatorio de todo el valle y de nuestro itinerario, y después desciende hasta la pista de Viadós, cruzando el barranco de La Poma y pasando por la escondida ermita de San Fabian, restaurada en parte y con un reciente merendero. Continua un pequeño tramo por la pista principal  hasta el Molino de Chistén donde se abandona y se toma el camino de la izquierda para remontar el valle y descubrir bellos rincones que cuando subes por la pista ni te imaginas que puedan existir. Atraviesa los pequeños barrancos de Chinachines y de Susán que bajan de la Sierra de Fubillons y los más caudalosos de Biziele y de Sallena que nacen en el Plan de Monzarro. Atraviesa también una zona denominada de las “canaletas” equipada con pasamanos y barandillas y finalmente desemboca en las ruinas del Hospital de Chistén, antigua posada en el camino a Francia. Aquí nos hemos desprendido de las mochilas para tomar otro camino de mayor desnivel y visitar las bordas de Lisier, menos conocidas que las de Viadós pero que disponen de magníficas vistas sobre el valle. Es el punto culminante de nuestra ascensión y conecta con la GR-11 que sube de Es Plans y se introduce en el valle de Sallena dirección Urdizeto. Después de comer en las proximidades del hospital, con postre sorpresa de “crespillos” y café con leche obsequio de Alberto, hemos iniciado el regreso cruzando a la margen izquierda del Zinqueta por el Puen del Hospital, para seguir ya por la pista principal hasta la carretera asfaltada donde habíamos dejado un coche para subir a Gistain a recoger los otros. 
 
La distancia recorrida aproximada habrá sido de unos 18 Km., realizados cómodamente en un tiempo de 6,30 horas (paradas incluidas) y con un desnivel acumulado de unos 500 m. El día lo anunciaban con mucho frío y viento y afortunadamente no ha sido así, aunque los guantes y gorros si que han sido necesarios. Señalar también que en varios tramos del recorrido hemos pisado una fina capa de nieve caída el día anterior y que en los barrancos y otros puntos con agua acumulada de las últimas lluvias había placas de hielo.
 
Finalmente agradecer a Alberto el “diseño” de la excursión por unos parajes muy bonitos pero desconocidos, ya que lo normal es “pasar de largo” con vehículos hasta Viadós para realizar actividades de alta montaña, y también los dos termos de café leche que portó junto con unos crespillos que supieron a “gloria bendita” dada la temperatura reinante.
 
Jose Ramon Monclus.
 
Enlace a las fotos realizadas por Josan Juste:

https://picasaweb.google.com/106086681884713509415/20121028VALLEDECHISTAUJOSAN#

 

Caminando entre el bosque

El frío fue intenso en la noche anterior

Merendero ermita de San Fabián

Foto de grupo en el camino

Las setas estaban congeladas

Macizo de Lardana Posets bien nevado

Pisando un poco de nieve

Un bien merecido almuerzo y descanso

Algunas bordas en el camino