A pesar de la poca visibilidad y bastante frio, ascendimos al Telera. Sábado 22 de julio

Los/as 9 valientes/as que hicieron cima en Telera.

La Peña Telera es una mole rocosa que aparece a la izquierda según entramos en el Valle de Tena, en la parte oriental de la Sierra de la Partacua, con una cara norte surcada de corredores, paredes, espolones, etc. que invitan a la escalada. Son un conjunto de calizas muy bien estratificadas que dan a esta sierra y a la vecina Tendeñera un tipo de paraje único en el Pirineo parecido a las Dolomitas alpinas.

Rebaño en las cercanías del ibón de Piedrafita. Juan Félix

Las rutas de acceso son largas, debiendo superarse importantes desniveles. La ruta más normal que hoy vamos a recorrer es la norte y parte desde el Parque Faunístico de los Pirineos “Lacuniacha”en Piedrafita de Jaca (18 kms. desde Biescas) con algunos pasos algo aéreos no aptos para gente con vértigo y algunas trepadas fáciles para gente habituada a la montaña. La ruta sur es más bonita y mucho más solitaria, pero tiene una muy larga aproximación por pista restringida. Ascensión larga y algo dura, de fuerte pendiente mantenida.

Peña Telera desde el ibón, a la vuelta, que ya se habían disipado las nubes bastante. Juan Félix

Saldremos del aparcamiento de “Lacuniacha” (1.380 m.) pista arriba siguiendo hitos de piedras que marcan el sendero y evita las revueltas de la pista hasta encontrar cartel del PR-HU-93 que nos llevará al ibón de Piedrafita (1.612 m.).

Grupo junto al ibón de Piedrafita. Josan Juste

 

Hace 5 años (25 de julio 2012) el ibón tenía bastante menos agua y la "tasca" más seca.

Rodearemos el ibón por la derecha para dirigirnos a un amplio collado de formas rectas situado entre la Corona del Mallo y la Peña de Cobacherizas o Peña Parda. Un sendero claro sube por la pedrera desviándose un poco a la izquierda para evitar un paredón de roca. Superado el resalte con una sencilla trepada aparece un circo con grandes paredes que nos corta el paso. Seguiremos a la izquierda por una canal de piedra suelta para alcanzar el collado o Forca de Cobacherizas (2.385 m.).

 

El ascenso hacia el collado, con muy poca visibilidad. Laura Juste

 

Subiendo al collado de Covacherizas con el ibón de Piedrafita abajo. Eneique Navarro

Desde el collado seguiremos a la derecha por un sendero bastante aéreo y de fuerte pendiente por debajo de las murallas de la Peña Parda. Pasada la parte más aérea sigue el sendero llaneando hasta situarnos en una cuenca colgada pero no muy inclinada y que remontaremos por una chimenea en la que hay que utilizar las manos (pasos II). No tiene mayor dificultad ni mucho patio y con roca muy buena, por lo que más que chimenea se puede considerar una ladera muy pendiente. Superada la chimenea estamos en la cota 2.530 y alcanzaremos una hoyada que precede al último collado de la jornada situado en la cota 2.600 al que se accede por fuerte pendiente de hierba y piedras.

Atravesando la falda colgada, con buena caída a la derecha que no se ve en la foto. Enrique

 

Fácil trepada para llegar al vallecillo. Juan Félix.

Continuaremos la subida por el espolón de nuestra derecha en forma de inclinada ladera que se va suavizando tal como nos vamos aproximando a la cumbre de la Peña Telera (2.764 m.).

El regreso lo haremos por el mismo camino de la subida.

Pasando la faja, en el descenso de la cima. Laura

 

Arco natural de Piedrafita que fueron a visitar JRamón y Josan.

La jornada, tal como se esperaba, ha resultado dura y desgraciadamente con nula visibilidad pues la niebla ha estado pegada a las cumbres del entorno durante toda la mañana con un ambiente de mucha humedad. El desnivel superado ha sido de unos 1.400 m. realizado en unas 9 horas (paradas incluidas) con una distancia lineal de unos 15,50 kilómetros.

José Ramón Monclús
CAS-Nabain