SÁBADO 6 DE OCTUBRE. SE REALIZÓ LA POSPUESTA ASCENSIÓN AL TURBÓN DEL PASADO SÁBADO

Foto de grupo en la cima del Turbón. Josan Juste
 
El Turbón es un macizo calizo que aflora al sur de la cadena pirenaica principal, pero debido a su gran tamaño y aislamiento se puede divisar a gran distancia desde los territorios del sur de Huesca.
 
Desde el norte, se puede percibir muy bien su característica estructura en forma de herradura que envuelve el curioso valle de la Coma de San Adrián circundado por las tres cotas del macizo: El Turbón (2.492 m.), El Turbonet (2.344 m.) y el Pico Aligás (2.296 m.).
 
Por otro lado, se trata de una montaña con una personalidad y tradición muy marcadas en el valle del Esera. Puede decirse que es una de las montañas “mágicas” del Pirineo Aragonés, y como tal, la rodea un aura de misterio por diversos motivos y leyendas. Dicen que aquí encalló el arca de Noé como así lo señala el significado de “turbar” que significa encallar. También se dice que las brujas del Alto Aragón se reunían semanalmente y además en nochebuena para celebrar sus aquelarres y bailar en torno al diablo que habita entre las cuevas de la montaña. Además hay varios dichos populares que hacen referencia a esto: el calificativo de Frontón de las Brujas que se le da en esta zona a la montaña. O el dicho que reza “en el Turbón las brujas tienden las ropas al sol”. Además se suele decir que “cuando la boira cubre el Turbón, habrá tormenta en todo Aragón.
Finalmente señalar que se trata de un vértice geodésico de primer orden con unas vistas magníficas sobre gran parte del Pirineo y que nos permite ascenderlo por varias vías normales y sencillas que se pueden combinar unas con otras realizando itinerarios más atractivos
Y hoy día 6 de octubre de 2012 los clubes CAS y Nabain hemos realizado el ascenso por la vía que parte del pueblo de las Vilas del Turbón (1.345 m.) y el descenso por el refugio de La Plana y el camino que lleva al pueblo de Egea (1.012 m.).
A las 8,30 horas diecisiete compañeros hemos iniciado la marcha desde Las Vilas por senda marcada como PR-133 y que parte  a la izquierda de la carretera una vez pasada la planta embotelladora y un pequeño puente que cruza un arroyo. Al principio el camino va alternando pista y senda y pasa junto a una explotación ganadera hasta llegar a una bifurcación. Por la derecha la PR sigue hasta el Collado de Aras. Nosotros vamos a la izquierda por camino marcado con estacas pintadas en su cabecera de rojo. Asciende por pista, luego pasa por un amplio lomo herboso y más tarde se introduce en bosque de pino hasta alcanzar otro punto importante: la fuente de Canals (1.765 m.), donde confluimos de nuevo con la PR-133 que viene del Collado de Aras. A nuestra derecha tenemos las paredes verticales del macizo, denominadas el Frontón de las Brujas. La senda sigue ascendiendo zigzagueando hasta alcanzar el collado que se divisa en lo alto denominado Collado de la Olla (2.010 m.). Es aquí donde por fin damos vistas al Pirineo con mayúsculas. Hay nuevos paneles indicativos que en descenso nos llevarían el pueblo de Abella. Nosotros continuamos a la izquierda hacía las laderas que caen del Turbonet. El camino se hace más cómodo ya que ascendemos por una amplia canal herbosa que al poco se torna llana y que luego desciende unos 50 metros hasta una canal estrecha denominada La Portella (2.275 m.), al final de la cual encontramos de nuevo paneles indicativos. Por este punto pasan también los que realizan la ascensión por la Coma de San Adrián. El camino continúa rodeando la cabecera del valle de San Adrián y en una corta pero fuerte pendiente nos deja en la cresta que ya da vistas al Sobrarbe. Finalmente, tras unos 15 minutos de crestear llegamos a la cima del Turbón (2.492 m.), sobre las 12 horas. Las vistas son magníficas: de derecha a izquierda y como puntas más sobresalientes tenemos los Besiberri leridanos, el Aneto, El Posets, el macizo de Cotiella, la Peña Montañesa, Collarada, Oroel y Cancias más lejanas, y finalmente Nabain y Guara.
A las 12,45 horas iniciamos el regreso, pero por el lado contrario a la subida dirección al refugio de La Plana (2.000 m.) por una canal muy pendiente y con piedra descompuesta que desemboca en la amplia pradera herbosa donde está el refugio. A la altura de un abrevadero retomamos de nuevo la PR-133 (hay paneles indicativos) que rodea el refugio por su derecha y en unos 30 minutos nos lleva a un amplio mirador desde donde se divisa todo el Valle de Lierp. El camino desciende bruscamente hasta una pequeña plana herbosa y se introduce en un bosque de pinos. Cuando termina el pinar encontramos otra bifurcación que por la derecha nos llevaría al pueblo de Llert, pero nosotros tomamos la senda de la izquierda que realiza un gran rodeo al Pico Melero y que nos lleva a Egea y Padarniu. En este tramo la vegetación cambia a matorral bajo de boj, aliaga y abrizón salpicados por algunas encinas. Después de una hora salimos a una pista y nos cruzamos con la PR-220 que va de Padarniu a Egea. La seguimos un poco hacia la derecha hasta encontrar las marcas que nos introducen en otra senda que en otra hora más nos dejará en la carretera a unos 200 metros del pueblo de Egea, donde llegamos a las 17 horas. Para terminar la jornada solo nos queda ir a recoger los coches a las Vilas con otro que dejamos aparcado por la mañana en previsión de realizar la travesía que finalmente si hemos hecho.
Resumen de la “calcetinada”: 1.150 metros de desnivel en ascenso en un tiempo de 3,30 horas (paradas incluidas), 1.480 metros en descenso realizados en 4 horas (también con paradas incluidas) y unos 19,50 Kms, de distancia recorrida.
Hay que indicar que la travesía, aunque bonita,  ha endurecido bastante la jornada, pero nadie se ha quejado, ya que la decisión de realizarla fue consensuada por todo el grupo en la cumbre del Turbón.
 
José Ramón Monclús.
 
Enlace a las fotos realizadas por Gernot Wolf:
Idem, a las de Josan Juste:

https://picasaweb.google.com/106086681884713509415/20121006TURBONJOSAN#

 

El fotógrafo Manolo Hernández, fotografiado. Gernot

Grupo en la salida. Josan

Gernot e Ismael en la cima

Ismael fotografiando el valle de Campo y la sierra Ferrera. Gernot

Otro fotógrafo "fotografiado". Gernot

Josan de Buil y José Manuel de casa Cubero de Aínsa.

José Ramón de Nabaín y Josan del C.A.S., coordinadores de esta salida

Por la espalda y a traición. Gernot

Sierra Ferrera y Peña Solano al fondo. Josan

Descendiendo a Egea. Josan

Llegando a Egea. Gernot